Noticias Salud

+ Buscar

Cerca de 800 solicitudes se presentan a la convocatoria de ayudas a la I+D+i biomédica de la sanidad pública

La Convocatoria de Ayudas a la I+D+i biomédica y en Ciencias de la Salud de la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales de la Junta de Andalucía ha recibido este año un total de 780 solicitudes, lo que supone un incremento del 21,8% con respecto a 2012. En esta edición, la convocatoria financia dos líneas, una de proyectos de investigación y otra de recursos humanos para la I+D+i, en la que se incluyen las modalidades de estancias formativas e intensificación de la actividad investigadora. Con estas ayudas, que se convocan anualmente, se pretende promover e impulsar la actividad científica en el ámbito de la Salud en distintas modalidades.

De todas las solicitudes recibidas, 742 corresponden a proyectos de investigación en Salud, registrando así el aumento más significativo de todas las modalidades (un 28,5% en relación a la convocatoria del año anterior). En este ámbito se incluyen proyectos de investigación biomédica de distintas áreas así como proyectos de innovación asistencial, tecnológica y organizativa, incluidos este año por primera vez, abarcando un mayor espectro en el ámbito de la práctica científica en Salud. A esta modalidad se destina un máximo de 500.000 euros del presupuesto total. Todos los proyectos que resulten beneficiarios de la ayuda podrán contar con una financiación de hasta 60.000 euros. 

Además, la línea de recursos humanos para la I+D+i y en Ciencias de la Salud, que contempla tanto la modalidad de estancias formativas como la de intensificación de la actividad investigadora, ha recibido en total 38 solicitudes. De dicha cifra, 35 corresponden a las estancias formativas en centros nacionales e internacionales donde los profesionales andaluces podrán adquirir experiencia y conocimientos en investigación. Las ayudas contemplan, en el caso concreto de los profesionales asistenciales, la contratación de un profesional, por un máximo de 30.000 euros, que sustituya en sus laborares asistenciales al que va a realizar la estancia formativa, y para la que se destinan hasta 20.000 euros por un periodo de 12 meses. Esta modalidad está destinada al fomento y desarrollo de competencias en I+D+i en biomedicina. 

Por su parte, a la modalidad de intensificación de la actividad investigadora en las agencias públicas empresariales y empresas públicas sanitarias se han presentado tres solicitudes, cifra que se mantiene respecto al año anterior. El objetivo de esta acción es la liberación parcial de la actividad asistencial por un periodo máximo de 12 meses para que el profesional que tiene un proyecto de investigación activo pueda dedicarse a él con más intensidad. Se concede, en esta categoría, una cuantía máxima de 30.000 euros para personal facultativo y 15.000 euros para personal de enfermería.

Impulso a la investigación en Andalucía

La Fundación Pública Andaluza Progreso y Salud es la entidad colabora-dora de la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales para la convocatoria de ayudas a la I+D+i Biomédica y en Ciencias de la Salud en Andalucía que, con distintas líneas de financiación, apoya el desarrollo de proyectos de investigación, adquisición de equipamiento científico y desarrollo profesional investigador, entre otras. En este sentido, se encarga de su gestión integral abarcando desde las tareas propias de la revisión administrativa de las solicitudes, de la gestión del proceso de evaluación y del seguimiento económico y científico de las actividades financiadas en cada convocatoria, hasta la gestión de la evaluación expost. 

Las políticas del Gobierno andaluz en materia de I+D+i en Salud se han orientado al fomento de una cultura basada en la investigación que permite desarrollar proyectos y estudios científicos tanto en centros asistenciales como en otras plataformas de investigación, con el fin de aportar beneficios a la salud de la ciudadanía y estudiar aquellas patologías que, a día de hoy, carecen de solución terapéutica.  Muestra de este impulso a la práctica científica es que, en concreto en 2013, la consejería destina cerca de 9 millones de euros en distintas convocatorias para apoyar esta actividad, uno de los motores de desarrollo económico y social de Andalucía.