Noticias Salud

+ Buscar

Aquilino Alonso destaca la importante labor asistencial y de investigación que realiza la sanidad pública andaluza para luchar contra el Alzheimer

La Junta recuerda que para apoyar a las familias de las más de 95.000 personas afectadas por esta patología, se trabaja estrechamente con las asociaciones y se dispone de la Tarjeta +Cuidado y el proyecto 'Al Lado'

El consejero de Salud, Aquilino Alonso, ha destacado, en la víspera del Día Mundial del Alzheimer, la importante labor asistencial y de investigación que realiza la sanidad pública andaluza y sus profesionales contra el Alzheimer, una enfermedad que afecta a más de 95.000 personas en la comunidad. En este sentido, ha recordado que tanto el Plan Andaluz del Alzheimer como el Proceso Asistencial Integrado de Demencia constituyen dos instrumentos encaminados a mejorar la calidad de vida de las personas afectadas y sus familiares, entendiendo que el “mal del olvido” no sólo tiene repercusiones diversas en el nivel funcional, conductual y físico de la persona, sino que también produce secuelas de índole social, por lo que la enfermedad exige un abordaje integral.

El máximo titular de Salud ha querido poner especial énfasis al papel de la investigación en los avances producidos para contrarrestar esta enfermedad, de causas aún desconocidas, pero que representa la primera causa de demencia en los países desarrollados y la cuarta causa de mortalidad entre los adultos, después de las enfermedades cardiovasculares, el cáncer y el ataque cerebral.

La Junta de Andalucía ha invertido en los últimos años más de 1,6 millones para actividades investigadores relacionadas con enfermedades neurodegenerativas. Actualmente, existen tres grupos de investigación sobre Alzheimer muy activos, dos de ellos pertenecientes al Instituto de Investigación Biomédica de Málaga (Ibima) y el tercero al Instituto de Biomedicina de Sevilla (IBIS). Las líneas de investigación de estos grupos se centran en: prevenir y recuperar la pérdida de memoria en el envejecimiento y la enfermedad de Alzheimer, así como en determinar el impacto de la obesidad como factor de riesgo para el desarrollo de la enfermedad de Alzheimer y, en concreto, la implicación de la aminoprocalcitonina como nueva diana diagnóstica y terapéutica.

La labor desarrollada en investigación en Andalucía ha permitido además la generación de dos patentes: ‘Modulador de la actividad de N-procalcitonina para la prevención y el tratamiento de Alzheimer y otras enfermedades neurodegenerativas’, fruto del trabajo de investigadores del Hospital de Valme y la Universidad de Sevilla, en colaboración con el Hospital 12 de octubre y el Centro de Investigación Biomédica en Red (Ciberned); y ‘Células madre derivadas del cuerpo carotideo y uso de las mismas tanto en investigación como en terapia en el tratamiento de enfermedades  neurodegenerativas, entre ellas la enfermedad de Alzheimer’, producto del trabajo de investigadores del Instituto de Biomedicina de Sevilla (IBIS) y el Hospital Virgen del Rocío.

La primera patente se basa en las evidencias que sugieren que varias enfermedades neurodegenerativas, incluyendo Alzheimer, están estrechamente asociadas a la inflamación en el tejido cerebral. La aminoprocalcitonina (N-PCT) es un péptido neuroendocrino que es capaz de bloquear los procesos inflamatorios. El producto patentado es un péptido o anticuerpo que inhibe la actividad biológica de la aminoprocalcitonina.

En cuanto a la segunda patente, se trata de un método para el aislamiento y caracterización de células madre derivadas del cuerpo carotideo, con diversos modelos para su expansión y diferenciación y con sus potenciales aplicaciones tanto en investigación como en terapia de enfermedades neurodegenerativas, entre ellas la enfermedad de Alzheimer.

Además, en los últimos años se han publicado 30 publicaciones sobre la enfermedad de Alzheimer, de las que el 40% lo han sido en revistas encuadradas en el 25% de las más citadas internacionalmente en sus áreas, lo que pone de manifiesto el impacto de los trabajos publicados por los profesionales del sistema sanitario público de Andalucía. Igualmente, se han llevado a cabo diferentes ensayos clínicos sobre la enfermedad, con la participación de grupos de investigación del Hospital Regional de Málaga y el Hospital Virgen de las Nieves, de Granada.   


Trabajo conjunto para un abordaje integral

Por sus secuelas y carácter degenerativo, provocando un deterioro progresivo e irreversible de las funciones cognitivas de las personas que la padecen, el Alzheimer requiere un trabajo estrecho entre el ámbito sanitario y social, con la implicación de las familias y el movimiento asociativo. El 90% de estos enfermos vive con sus familias y en torno al 40% son dependientes totales.

De ahí que para Aquilino Alonso la labor conjunta que se viene realizando en los últimos 20 años con las asociaciones integradas en la Confederación Andaluza de Federaciones de Familiares de Enfermos de Alzheimer y otras Demencias (Confeafa) haya permitido atender las necesidades de las personas afectadas y sus familiares. De este modo, ha enfatizado que “continuaremos trabajando con los familiares y cuidadoras de las personas con Alzheimer, no sólo en la atención sanitaria sino también en la labor de sensibilización de la sociedad en su conjunto”.

La Consejería de Salud y las 119 asociaciones que componen la Confederación, con la experiencia acumulada desde la aprobación del Decreto 137/2002 de Apoyo a las Familias Andaluzas y la implantación del Plan de Alzheimer, trabajan en un nuevo marco de trabajo conjunto que guiará en los próximos años las actuaciones en el ámbito de esta patología a través de la ‘Estrategia Alzheimer 2020’, un nuevo impulso a la labor realizada hasta ahora por la Administración autonómica y las entidades.

De otro lado, Aquilino Alonso ha destacado que las actuaciones impulsadas hasta ahora por la Consejería de Salud como ‘Al Lado’ y la Tarjeta +Cuidado han permitido avanzar en la concienciación social sobre esta enfermedad. En concreto, la Tarjeta +Cuidado ha permitido mejorar y priorizar la atención y accesibilidad de las personas cuidadoras de enfermos de Alzheimer y otras demencias en el sistema sanitario público de Andalucía.

Desde la creación de este distintivo en 2009 hasta la actualidad, se han distribuido 45.313 tarjetas +Cuidado entre cuidadoras de personas con Alzheimer, de los que 7.000 han sido para cuidadores y el resto para mujeres cuidadoras. Este instrumento contribuye a personalizar la atención con profesionales de referencia, facilita y mejora el acceso del paciente a los centros asistenciales, acerca el material de apoyo al domicilio y favorece el acompañamiento familiar en los servicios de urgencias, durante la realización de pruebas diagnósticas o en una estancia hospitalaria.

El proyecto ‘Al Lado’, por su parte, nació en 2010 con la finalidad de propiciar los mejores apoyos posibles a la persona y familia afectadas por un problema grave de salud, partiendo de la cooperación entre servicios y asociaciones, con la perspectiva de la recuperación, a través de la ganancia efectiva en salud.

Igualmente, la Consejería de Salud viene desarrollando programas de estimulación cognitiva en los centros de día y asociaciones a través de monitores táctiles y aplicaciones informáticas que contribuyen a retrasar la evolución de esta patología en su fase más inicial. Más de 1.300 personas participan anualmente en estas actividades.

En conjunto, tanto para programas asistenciales como formativos desarrollados por las asociaciones de pacientes de Alzheimer en Andalucía, la Junta de Andalucía ha destinado 3,4 millones de euros en los últimos años.